Tipos de negocios de suscripciones para pymes en México

Tipos de negocios de suscripciones para pymes en México

Modelo de ingresos por suscripción

Existen diferentes tipos de negocio que se pueden adaptar a un modelo de negocio por suscripción, es un sistema que lleva mucho tiempo funcionando. Basta con pensar cuándo hemos pagado una mensualidad por entrar a un club. Esta modalidad se ha ido diversificando porque los hábitos de consumo son muy diferentes a los que teníamos hace 10 años o más. Un ejemplo son las empresas que no te podrías imaginar con un modelo de suscripción.

Por ejemplo, hoy en día existen varios tipos de negocios de suscripciones de servicios y productos que ya implementaron el modelo de suscripción como lo son empresas de pañales, jeans, lentes, ropa para bebés, café, consultas médicas, entre otras más. Al día de hoy queremos decirte que cualquier tipo de negocio se puede adaptar bajo este modelo de suscripción.

Aquí te dejamos sólo algunos ejemplos más comunes de tipos de negocios por suscripción:

  • Servicios: Supongamos que tienes muchos conocimientos de inglés y ofreces contenidos para personas que necesitan aprender el idioma. Si tu audiencia confía en tus conocimientos y en tu capacidad didáctica, probablemente va a desear tener clases contigo, ¿verdad?. Una excelente idea para aprovechar de tus conocimientos y poder dar clases en línea con un modelo de suscripción. Imagina tener un ingresos recurrentes mensual de todos tus suscriptores.
  • Consultorías: La consultoría es una excelente opción para quien conoce muy bien un determinado tema y se ha especializado en ese segmento. ¿Eres experto de un tema en especifico? Un ejemplo podría ser dar consultas de nutrición. Agendar consultas de las personas que estén interesadas en obtener un plan de nutrición por un costo mensual determinado brindando diferentes beneficios durante el mes.
  • Productos físicos: Los productos físicos también se pueden vender por Internet y son muy populares. Cada vez más las personas compran en sitios virtuales, porque es mucho más práctico que ir hasta una tienda física. Un ejemplo son las suscripciones de café, donde los suscriptores puede obtener cierto consumo mensual a cambio de un plan mensual.
  • Productos digitales: Los más populares son los cursos online (e-learning) y los libros electrónicos (ebooks), pero también existen otros, como las aplicaciones móviles, los congresos online y las plantillas descargables. Como ejemplo te compartimos la idea Beek iO que cuenta con un modelo de suscripción para que los usuarios puedan acceder a audiolibros de acuerdo al plan contratado.

Con estos ejemplos de tipos de negocios por suscripción hacemos la invitación para que tu empresa también empiece a convertir a sus clientes en suscriptores. Mira el artículo de Forbes México "Convertir a tus clientes en suscriptores, el nuevo modelo de negocio".

Un modelo de negocio de suscripción es muy interesante en los negocios ya que cuenta con diversos beneficios, empezando por ingresos recurrentes, con ello puedes obtener métricas para saber exactamente con cuanto stock debes contar mes con mes, sólo por mencionar algo.

Otro de los grandes beneficios es hacer crecer tu comunidad de suscriptores con la fidelización hacía tu marca. Para saber más sobre como retener y fidelizar a tus clientes, te recomendamos visitar la siguiente entrada de blog "¿Cómo establecer una buena estrategia de retención de consumidores?".

Si tu cuentas con un tipo de negocio de suscripción, pero aún no encuentras de que manera ejecutarlo de manera fácil y sencilla, queremos platicarte de la plataforma de Pai que te brinda un software en la nube para que puedas iniciar con esta transición al modelo de suscripciones. Además de contar con una interfaz amigable y de fácil uso, te ofrecemos soporte en todo momento.

Puedes empezar agendar una demo, para conocer todos los beneficios que tu empresa puede obtener con Pai. Nuestro equipo de asesores expertos te ayudará con estrategias para vender un producto o servicio con suscripción.


Jhovana Oseguera
Escrito por:

Jhovana Oseguera