Las características de un suscriptor

Las características de un suscriptor

Una suscripción es un modelo de negocio en el que el suscriptor recibe una serie de servicios, noticias, o productos a un precio y en una frecuencia determinada, generalmente mensualmente.

Este modelo responde a que actualmente los consumidores están acostumbrados a pagar de aquello que necesitan en el momento en el que lo necesitan, pensando en que si mañana lo dejan de usar, podrán darse de baja sin problema.

Hablando específicamente de los suscriptores, ellos se sienten identificados con el producto o marca, les gusta y lo consumen. Por ello buscan la fidelización a través de un plan de suscripción donde puedan recibir de manera frecuente el producto o servicio más otros beneficios extra que les pueda ofrecer la empresa.

Como ejemplo podemos pensar en aquellas personas que están suscritas a plataformas de streaming con contenidos como Netflix o incluso revistas de publicación mensual. Sin embargo, la tendencia de ofertas en modelo de suscripción va en aumento.

Según la firma consultora Manifesto Growth Architects, actualmente un 70% de los ejecutivos de negocios a través de múltiples industrias señalan que los modelos de suscripciones son clave para el crecimiento y la expansión comercial a futuro. Esto ha generado que las empresas tengan que agilizar la puesta en marcha de estas formulas comerciales, ya que actualmente hay que renovarse o morir.

Ahora que ya comprendes más el perfil de un suscriptor y lo que engloba, te compartimos algunos beneficios que representa sumar un modelo de suscripciones a tu producto o servicio:

  • Pagos mensuales recurrentes: Al tener un costo mensual fijo por los servicios de tu empresa, todos los meses irá ingresando el de los clientes recurrentes, sin la necesidad de hacer una nueva conversión de cliente nuevo.
  • Fidelización: Asegurar que un cliente nos pague todos los meses también implica que ese cliente tendrá una sensación de satisfacción y mostrará una fidelidad hacia la marca mucho mayor.
  • Conocimiento: Un suscriptor siempre nos proporciona información sobre su actividad además de datos de carácter personal. Con esta información puedes personalizar los servicios o productos que le des por su suscripción, logrando aún mayor satisfacción.
  • Futuro: Un suscriptor en nuestra base de datos es un activo para la empresa hoy y mañana. Con un pequeño trabajo de actualización puede evolucionar hasta un perfil cada vez más definido a gustos y necesidades.
  • Rentabilidad: Al disponer de mayor información y alcance, la rentabilidad de un suscriptor puede ser muy alta si se sabe comunicar y ofrecer los productos y servicios adecuados.

Con esta información ya puedes tener en cuenta todas las ventajas que aporta el tener suscriptores dentro de tu modelo de negocio, las cuales te permitirán generar nuevos ingresos a través de diferentes estrategias.

Comienza a convertir a tus clientes en suscriptores gratis


Jhovana Oseguera
Escrito por:

Jhovana Oseguera